Cuentas de usuario en Windows

Windows es lo que se conoce como un sistema multiusuario. Anteriormente, había sistemas operativos, como MS-DOS o las primeras versiones de Windows, que eran sistemas monousuario, lo que quiere decir que no se identifica al usuario que abre la sesión y no hay diferencias de configuración o de permisos para unos u otros. Otros sistemas operativos, como UNIX y GNU/Linux, fueron creados como sistemas multiusuario en su origen, de modo que cada usuario tenía sus propios permisos personalizados para cada operación y carpeta. Windows ha ido evolucionando en esta faceta obteniendo sistemas operativos realmente multiusuario.

Un ordenador puede ser usado por distintos usuarios y es importante distinguir de qué usuario se trata, lo que puede hacerse utilizando cuentas distintas. Esto se hace por varios motivos:

  • Que cada uno pueda tener cierta confidencialidad.
  • Que tengan su propia configuración de escritorio, accesos directos, cuentas memorizadas, etc.
  • Que unos puedan hacer cambios sobre la configuración y programas del equipo y otros no.

Hay tres tipos de cuentas de usuarios:

  • Administrador: Es quien puede instalar y desinstalar componentes tanto hardware como software y modificar la configuración del sistema. Puede acceder a las carpetas de otros usuarios, al no ser que otro administrador lo configure para impedirlo. En todo sistema debe haber al menos uno y preferiblemente ninguno más. Se crea automáticamente esta cuenta al instalar Windows y, por seguridad, es preferible que se le asigne una contraseña.
    En Windows 7 y 8 los permisos de administrador son temporales. Esto es debido al Control de Cuentas de Usuario (UAC) que hace que Windows trate al administrador como un usuario estándar hasta que realiza una operación de configuración para la que necesita permiso, el cual se le solicita en ese momento. Aunque pueda resultar molesto, es una práctica de seguridad importante para impedir que el software malicioso realice operaciones sin nuestro consentimiento.
  • Usuario estándar: En Windows XP se le llama cuenta Limitada. Es aquel que utiliza el equipo con una cuenta propia con normalidad, pero que no podrá realizar operaciones en la configuración del sistema. Al igual que los usuarios administradores, poseerá una carpeta propia con sus archivos personales y su configuración, aunque no podrá acceder a la carpeta de otros usuarios.
    En Windows 7 y 8, cuando se intenta realizar una operación para la que se necesitan permisos de administrador, el sistema solicita la contraseña de una cuenta de este tipo para permitirla.
  • Invitado: Sirve para que un usuario sin cuenta en el equipo pueda utilizarlo. Tiene los privilegios del usuario estándar pero sin contraseña y sin carpeta propia. Esta cuenta está desactivada por defecto y puede ser activada por un usuario administrador.

Para poder gestionar las cuentas de usuario, crear, eliminar o modificar cuentas, se debe ir a la utilidad que tiene Windows para este fin. Se accede desde el panel de control, en el icono Cuentas de usuario, que abrirá la ventana de dicha utilidad. Para poder hacer una gestión efectiva de las cuentas, deberemos acceder como usuarios administradores, pues en otro caso muchas funciones no serán posibles.

En Windows XP, tendremos varias opciones generales como Cambiar una cuenta, Crear una cuenta nueva (al abrir se especificará si de administrador o estándar) o Cambiar la forma en la que los usuarios inician y cierran sesión. También se podrá hacer clic en una cuenta existente y hacer cambios, como cambiar nombre de usuario, contraseña o tipo de cuenta. Es bastante intuitivo el uso de esta utilidad.

Cuentas de usuario en Windows XP

Cuentas de usuario en Windows XP

Si vamos al explorador de Windows podemos ver una carpeta dentro de C: (o la unidad de sistema donde está instalado Windows) llamada Documents and Settings. En ella habrá otras subcarpetas, una con el nombre de cada usuario, que contendrá los ficheros específicos de este, y otra llamada All users, que guarda el contenido común a todos ellos. Cada una tiene las subcarpetas Escritorio, Favoritos, Menú Inicio y Mis documentos. La cuenta de cada usuario quedará configurada con los ficheros de su carpeta y los de la carpeta All users.

En Windows 7, en la ventana de Cuentas de usuario, veremos en primer lugar las opciones para modificar la cuenta con la que se está trabajando: crear contraseña, cambiar nombre o cambiar tipo de cuenta. Debajo aparecerá la opción de Administrar otra cuenta. Si abrimos esto, nos encontraremos el enlace para crear cuentas nuevas y la lista de cuentas, donde podremos abrir cualquiera de ellas. Al hacerlo, aparecerán las mismas opciones: cambiar nombre, cambiar contraseña, quitar contraseña, cambiar tipo de cuenta, eliminarla, etc.

Modificar una cuenta de usuario en Windows 7

Modificar una cuenta de usuario en Windows 7

Si vamos a la carpeta C:/Users encontraremos una carpeta por cada usuario así como otra llamada Acceso público con los contenidos comunes de todos los usuarios. Dentro de ellas encontraremos otras en las que se distribuirán los contenidos como Búsquedas, Contactos, Descargas, Escritorio, Favoritos, Juegos, Mi música, Mis documentos, Mis imágenes, Mis vídeos y Vínculos.

Para restringir el acceso o las operaciones en alguna carpeta cualquiera del equipo se debe ir a la ventana de Seguridad. Para ello sobre la carpeta concreta se hace clic con el botón derecho y en el menú se escoge Propiedades. En esta ventana se escoge la pestaña Seguridad. Pulsando el botón Editar… se abrirá una nueva ventana donde se puede modificar este contenido. Se pueden añadir usuarios específicos a la lista superior y establecer los permisos en la lista inferior. Es también bastante intuitivo.

Edición de permisos en una carpeta

Edición de permisos en una carpeta

La gestión de cuentas de usuario en Windows 8 es diferente. Este sistema operativo hace una sincronización, por medio de Internet, de la cuenta de un usuario en tantos equipos la haya creado, pues está asociada a su cuenta de correo electrónico. También es posible crear cuentas locales, de modo que no sincronizan en Internet. Esta sincronización supone, que todos los ficheros referentes a la configuración se guardan en un servidor de Internet, y cuando se abre sesión con esta cuenta, sea en el equipo que sea, se descargan de modo que la apariencia y configuración es la misma.

Ya cuando se instala el sistema operativo se debe introducir una cuenta de usuario, como vimos en su momento. Para agregar nuevas cuentas de usuario se debe ir a la vista de Configuración, la cual está accesible en el menú emergente que aparece en el lado derecho de la interfaz metro. Aquí, se debe hacer clic sobre Cambiar configuración de PC. Una vez en esta vista, se debe escoger Usuarios, de modo que aparecerán las opciones en el lado derecho de la pantalla. Entre ellas, se podrá convertir la cuenta en una local o cambiar la contraseña de la cuenta en uso. En la parte inferior aparecen las otras cuentas creadas y el enlace para crear una cuenta nueva, al abrirlo habrá que ir configurando los distintos datos.

Configuración de cuentas de usuario en Windows 8

Configuración de cuentas de usuario en Windows 8

Para modificar el rol de las cuentas, administrador o estándar, se puede acceder a la utilidad Cuentas de usuario desde el panel de control, teniendo una funcionalidad y apariencia parecida a la de Windows 7, aunque menos opciones: realizar cambios en la cuenta abierta, cambiar el tipo de cuenta o administrar otras cuentas. A la hora de crear una nueva cuenta nos remitirá a la ventana mostrada más arriba.

Administrar cuentas de usuario en Windows 8

Administrar cuentas de usuario en Windows 8

Deja un comentario